Martes Santo

Esta tarde los niños harán su ensayo como cada día y harán alguna coreografía más difícil.

Por la noche todo el mundo estará delante del escenario con rigurosa puntualidad, y no se harán tantas bromas, ya que hoy es el último día para corregir cualquier defecto.

Cuando termine el ensayo todos se dirigirán a la casa parroquial y esperaran que digan su nombre para que le entreguen el vestido que va a utilizara el jueves.

Esta noche aún quedara mucha faena para algunos, ya que es el día que se va a la iglesia a buscar los misterios y llevarlos al barrio correspondiente.